logo autocosmos Vende tu auto
Novedades

¡De colección! Conoce los Ford Mustang que solo se vendieron en México

Exclusivos del mercado mexicano, son verdaderos objetos de deseo tanto en nuestro país como en el extranjero.

¡De colección! Conoce los Ford Mustang que solo se vendieron en México

El Ford Mustang es una leyenda a nivel mundial. De eso no hay duda. No solo es uno de los deportivos más vendidos en todo el orbe, sino también de los más reconocidos y para prueba, tenemos que es una verdadera estrella de cine y televisión.

La séptima generación de este deportivo, recién hizo su debut internacional en el marco del Salón de Detroit 2022, y prácticamente, llega como preámbulo para celebrar su 60 aniversario. Y desde este momento, en México, esperamos deseosos el inicio de ventas en nuestro país. Después de todo, es un modelo de gran tradición en nuestro país.

A sabiendas que, en México, este auto tiene una gran cantidad de fanáticos y aprovechando la develación del Ford Mustang 2024, decidimos hacer un viaje por el pasado de este auto en suelo mexicano y presentarte, algunas versiones que se vendieron en exclusiva en nuestro país, las cuales son verdaderos objetos de colección en todo el mundo.

Ford Mustang Shelby Mex GT-350

Eduardo Velázquez fue un empresario y entusiasta de los autos, que tuvo la suerte de ganarse la confianza y simpatía del texano Carroll Shelby, por lo que funda Shelby de México en 1967. Esta compañía no sólo se dedica a la distribución de refacciones y accesorios, sino también a la producción de autos como el rarísimo Mustang Shelby GT-350 de 1969, del cual solo se produjeron 306 unidades.  

El Ford Mustang 1969 "Shelby Mex” estaba baso en la carrocería hard top, la cual fue modificada para asimilarse a un fastback, al mismo tiempo que en la trasera contaba calaveras, cajuela y tapón de nueva manufactura. Era impulsado por un V8 de 5.0 litros mejorado ampliamente.

Ford Mustang II 1974

¿Qué hace este Mustang aquí? La respuesta es simple, ya que, aunque no lo creas, la segunda generación del famoso pony car tiene un toque mexicano. Como consecuencia de la crisis petrolera de 1973, Ford presenta el Mustang II con motores de cuatro y seis cilindros, lo cual no fue del agrado de los seguidores de este auto. Eso incluía a los ingenieros de nuestro país, quienes a diferencia de los estadounidenses se las ingeniaron para que el modelo 1974 pudiera albergar un V8 302 en el vano motor. Esta proeza fue tan bien recibida, que la idea sería retomada en Estados Unidos al poco tiempo después. El resto, es historia, y es así, como unos ingenieros mexicanos, le devolvieron el músculo al Mustang y garantizaron su futuro.

Ford Mustang Fastback (Burbuja)

Técnicamente, la tercera generación puede considerarse como la más mexicana de todas, y la que más se distingue del modelo estadounidense. Para empezar desde su presentación como modelo 1979, siempre se apostó por darle protagonismo al V8 de 5.0 litros, esto a diferencia del modelo estadounidense donde los cuatro cilindros tuvieron su momento de gloria.

Una de las principales características, es que a diferencia de EstadosUnidos, aquí el Mustang estuvo disponible en las carrocerías hard top, como en el fastback. De hecho, veremos que, al paso del tiempo, este modelo combinaría elementos de diseño propios del Mustang y del Mercury Capri, dando por resultado un curioso híbrido.

Hablando de ello, el Mustang mexicano, fue adoptando elementos del Mercury, ya que en 1981 se incorporaron las calaveras de Capri, sin embargo, para el modelo 1982, también se incorpora el frente. Sin embargo, sigue siendo un modelo único e irrepetible en el mundo.

A destacar, el Mustang fastback 1983, que además de adoptar la estética del Mercury Capri, también incorpora el famoso portón “burbuja”. Para el año, siguiente, el fastback acoge el frente del Mustang estadounidense, siendo así, un modelo todavía más raro y exclusivo.

Ford Mustang SVO

Un nuevo decreto automotriz, establecía que los autos de 8 cilindros saldrían del mercado mexicano, siendo 1984, el último año de los muscle cars mexicanos. Y eso incluía al Mustang que se despide con la versión SVO, que a diferencia del modelo estadounidense que tenía un cuatro cilindros de 2.3 L turbo, el modelo mexicano era impulsado por un V8 302 (5.0 litros) ligeramente modificado, al mismo tiempo, que la puesta a punto y la estética, también habían recibido actualizaciones. Estuvo disponible tanto en carrocería hard top, como en el fastback (burbuja).

Ford Mustang ST 2012

Esta versión denominada como ST, además de lucir accesorios exteriores que le distinguen de la otra variante V6 como la toma de aire en el cofre, parrilla cromada de dos faros, rines de 19 pulgadas, fascia trasera de diseño exclusivo y franjas deportivas a los costados, presume también algunas mejoras en el apartado mecánico.

Utiliza el mismo motor de seis cilindros 3.7L que la versión de entrada del Mustang, pero con 305 Hp y únicamente se acoplaba a una transmisión manual de seis cambios. Además, el diferencial contaba con un paso más corto que le permitía acelerar 22% más rápido.

Tanto en la suspensión como en los frenos, tomaba componentes tomados del Shelby GT500 contemporáneo, como los brazos traseros, barras estabilizadoras, calipers, discos y barra estructural.

Ford Mustang Edición Freddy Van Beuren 2015

Como extra, vale la pena recordar al Ford Mustang Edición Freddy Van Beuren 2015, un vehículo que hace homenaje al mítico piloto mexicano y que reinterpreta el clásico auto empleado por él mismo durante las décadas de los 60 como 70. Se distingue por las barras tricolor, así como el Número 18 rotulado, que empleó por muchos años cuando corrió en Sebring, Florida. Asimismo, para certificar su originalidad, cuenta con una placa firmada por el famoso conductor. En el apartado mecánico no había cambios, y se mantenía el mismo motor V8 de 5.0L con 435 Hp y 400 Lb-pie de torque. Solo se construyeron 100 unidades exclusivas.

Esaú Ponce recomienda

Cuentanos que opinas