El audio Beats de SEAT, mucho más que una estrategia de marketing
04/12/2018 Investigación

El audio Beats de SEAT, mucho más que una estrategia de marketing

Conocimos a los melómanos responsables del desarrollo del SEAT Beats audio y en una palabra, me sorprendieron

Confieso que no soy fanático de los audífonos Beats, sin ser experto y en mi experiencia (que tampoco es la más amplia, pues no he probado todos los modelos) creo que son más un fenómeno de excelente marketing y de moda que realmente buenos aparatos para escuchar música. Sin embargo, con una hija adolescente, pues no te voy a hacer el cuento largo, hay un par en casa; de los “on ear” y otros “in ear” para hacer deporte.

Recientemente SEAT firmó un acuerdo de colaboración con Beats para lanzar en conjunto un sistema de audio que equiparían algunos modelos. En ese momento pensé que se trataba de una astuta jugada de la firma española para posicionarse todavía mejor en la mente de los más jóvenes, en donde Beats es una marca muy bien recibida.

Adicionalmente mi experiencia con sistemas de audio Beats en autos se reducía a alguna versión del FIAT 500 que probé hace ya bastante tiempo y francamente en su momento, no era nada fuera de lo común.

Con estos antecedentes es que llegamos a las oficinas centrales de SEAT en Martorell a las afueras de Barcelona para conocer el lugar en donde la marca desarrolla sus sistemas de audio (entre otras actividades), por cierto conduciendo las nuevas versiones Beats de los modelos Ibiza y Arona que llegarán a México en los primeros meses de 2019.

Nos condujeron hasta una cámara anecoica, yo tampoco sabía que así les decían a esos cuartos perfectamente insonorizados y diseñados para absorber cualquier onda sonora. El lugar parece más un estudio de grabación que un espacio para diseñar autos. Ahí conocimos al equipo encargado de desarrollar los sistemas de audio para los vehículos fabricados en Martorell, con lo cual no solo trabajan en modelos SEAT, sino también en algunos Audi.

El sistema de audio Beats que podemos encontrar en algunos SEAT fue desarrollado por completo por estos especialistas y para ellos esta colaboración (SEAT – Beats) se convirtió en una gran oportunidad profesional, puesto que les permitieron trabajar con componentes mucho más sofisticados en comparación con los que venían utilizando desde siempre.

Y es que un sistema de audio Beats en un SEAT significa la presencia de un amplificador, procesador digital y hasta 10 bocinas. Es decir, un hardware que hace años un Ibiza no hubiera incorporado ni en sueños.

Y estos son melómanos que se toman el trabajo muy en serio, tanto que se involucran en las etapas tempranas del desarrollo de los vehículos para determinar la posición de las bocinas, ya que la acústica es diferente para cada auto. Por su parte, la estructura en donde irá montada cada una de ellas tiene que ser suficientemente rígida, puesto que éstas desplazan aire para funcionar, con lo cual cualquier vibración puede afectar.

Incluso participan en el diseño de los paneles, ya que los orificios de las rejillas que van por encima de las bocinas impactan en la calidad de reproducción del sistema. Todo lo anterior, al tiempo que estos equipos tienen que resistir polvo, humedad y as vibraciones del funcionamiento del auto.

Pero el trabajo no termina ahí, una vez que los componentes quedaron montados de la mejor manera posible, falta lo más importante, la ecualización. Y para ello, el equipo utiliza la citada cámara para ajustar a la perfección el sistema, siempre buscando el sonido más natural posible, como si fuera una sala de conciertos. Esto quiere decir que los ocupantes percibirán que la música viene siempre desde el frente.

Nos hicieron demostraciones para que notáramos la diferencia entre un equipo bien ecualizado y uno no que no lo está, en donde las bocinas en lugar de trabajar perfectamente coordinadas entregan toda su potencia siempre y vaya que el cambio es sorprendente, drástico. Así pues, lo primero que aprendí fue que por lo menos cuando se trate de un sistema de audio Beats en un SEAT, lo mejor es dejar el ecualizador en los ajustes predeterminados y no mover los niveles, ya que eso solo afecta la calidad de reproducción. También que si de verdad quieres buena calidad de audio lo mejor es utilizar un CD o si necesariamente será a través de una plataforma de streaming, TIDAL debiera ser tu opción.

Al final del proceso, un representante de Beats llega y da un visto bueno, un mero trámite ya que ellos no se involucran en absoluto.

El resultado es francamente sorprendente y se necesita un sistema comúnmente reservado para marcas premium para superar la calidad del sistema Beats de SEAT.

 

 

Galería SEAT Ibiza y Arona Beats

SEAT Ibiza y Arona Beats

1 de 25

¿Qué opinas? Cuéntanos